0
El futbolista, en el medio de las negociaciones entre Independiente y River, es quien terminará decidiendo su futuro a partir del 1 de julio. El Rojo dice tener el dinero para asegurarlo, y la figura de Domínguez puede seducirlo, pero la negociación dilatada y una propuesta superadora del Millonario podría torcer la balanza. 


Este martes hubo una nueva reunión pensando en la posible llegada de Rodrigo Aliendro a Independiente. Al jugador le comunicaron que Rojo tendría la plata prometida para asegurarlo, no de un grupo empresario sino del propio Club, a partir de la venta de Alan Velasco, pero el volante tiene ahora sobre la mesa una propuesta de River, y antes fue Boca quien se bajó de la pelea. 

¿Por qué tantos equipos detrás de Aliendro? Dicen quienes negocian que es difícil encontrar un volante de sus características, edad, madurez y en condición de libre. Gallardo tomó nota y ante la falta de reaseguro por parte del Rojo, apuntó al futbolista con una oferta que supera la del Rey de Copas. 

A esta altura la decisión pasa por el hombre de Colón, y las chances del Diablo están basadas en la cercanía y relación personal con Eduardo Domínguez, pese a que ayer manifestó en conferencia de prensa luego de la victoria ante Estudiantes, que Aliendro "no me dio su palabra de que iba a jugar en Independiente. Le gustó el proyecto, pero nosotros podemos hacer hasta cierto punto. Hay que dejarlo que decida tranquilo". 

En el medio, y solapado, queda el enojo del entrenador y el Asesor Deportivo Daniel Montenegro con las internas dirigenciales que retrasaron la llegada de refuerzos. Hasta ahora, sólo Iván Marcone firmó, y el resto son negociaciones muy trabadas. Con la liga en marcha, el libro de pases en la Argentina cierra el jueves 7 de julio a las 20 horas. 

Publicar un comentario

Invitame un café en cafecito.app