0
A 29 años de la última conquista del máximo ídolo de la historia Roja, Eduardo Bolaños recuerda el gol del Bocha a Platense.


Ninguno de los presentes aquella tarde de Vicente López, con los primeros vestigios de la primavera en el ambiente, podían suponer que estaban ante un hecho histórico. Se disputaban 65 minutos entre Platense e Independiente por la 8° fecha del torneo 1989/90 con el marcador 1 a 1 y el almanaque marcando el 24 de septiembre de 1989.

Ninguno de aquellos que ocuparon las plateas y las populares del pintoresco estadio lindante con la General Paz tenían idea que serian testigos de un instante que ingresó en la leyenda.

Bochini tomó la pelota en su hábitat natural, en pleno ataque y un poco recostado sobre la izquierda. Vio libre a Alejandro Alfaro Moreno y se la jugó a la posición de número 9. Éste la alargó para Marcelo Reggiardo, quien se la devolvió al Bocha a lo Bochini, con una gran habilitación al claro.


En el momento que el genio pisó el área, cada uno de los habitantes de la cancha sabían cuál sería el desenlace. Y el maestro por supuesto que no falló, definiendo con su excelsa calidad, cacheteándola suevamente ante la salida de Manuel Serrano, para clavarla en el ángulo más lejano.

Independiente se puso en ventaja con el objetivo de mantener la punta del certamen, como onda expansiva de confianza para un equipo que jugaba muy bien y se había consagrado campeón del certamen anterior. El resultado final fue 2 a 2 por un golazo de tiro libre de Claudio Spontón sobre el final, pero todos éstos son datos adicionales.

El primer gol del Bocha oficial había sido casi 17 años antes, el 19 de noviembre de 1972 en cancha de Boca contra un adversario y un arquero, que como una paradoja del destino, lo padecerían en varias ocasiones a lo largo de su extraordinaria carrera: racing y Ubaldo Fillol.

La gran verdad de aquella tarde de 1989 es que ese fue el último gol oficial de Ricardo Bochini. Por delante le quedaba un año y medio más de su legendaria trayectoria, pero nunca más el grito más rojo de todos, el que más gozaban los hinchas de Independiente.

Eduardo Bolaños
Twitter: @Edu_sport
Especial para La Caldera del Diablo


Otras notas del autor

Publicar un comentario

Invitame un café en cafecito.app