0

La Sudamericana, que comenzará el 30 de julio y se extenderá durante todo el segundo semestre del año, cambia algunas cuestiones de su reglamento para esta edición, que incluirá equipos centroamericanos. El campeón jugará un desafío ante el ganador de la Copa de Liga de Japón.

Eduardo Deluca, durante el sorteo de la Sudamericana


El sorteo de la Copa Sudamericana ya se había realizado el martes 10 de junio en el complejo de la AFA en Ezeiza, con la presencia del presidente de la CONMEBOL, Dr. Nicolás Leoz, Julio Grondona, titular de la AFA y vicepresdente senior de la FIFA, Eduardo Deluca, secretario general de la CONMEBOL, y demás autoridades del fútbol continental.

Allí se presentó el nuevo sistema de juego, que Leoz afirmó que "efectiviza el sistema de justicia", aunque claro, obvió hacer referencia a por qué Boca y River son clubes que clasifican por invitación, y encima comienzan a jugar la Copa recién en octavos de final, cuestiones que enojan bastante a varias federaciones nacionales. Este año también se invitó al Motagua, de Honduras, que será rival de Arsenal en primera fase.

En fin, al igual que en las últimas tres ediciones, el torneo tendrá un total de 34 participantes y demandará 66 cotejos para coronar a un nuevo campeón. La variación en cuanto al sistema de disputa es que tendrá una fase preliminar y luego cinco instancias. Las principales innovaciones son las siguientes:

  • El último campeón y los tres equipos de la CONCACAF no ingresan directamente al cuadro de octavos sino en una ronda anterior, la Fase 1.

  • En dicha Fase 1 también están los equipos 1 de Bolivia, Chile, Colombia, Ecuador, Paraguay, Perú, Uruguay y Venezuela.

  • Los equipos 2 de los mencionados países se medirán a la Fase Preliminar en cuatro llaves eliminatorias de dos conjuntos cada una (estas llaves fueron predeterminadas por la CONMEBOL). Los cuatro vencedores de estas eliminatorias pasarán a la Fase 1.

  • En la Fase 1 también comienzan su participación los equipos de Argentina y Brasil, para los cuales no hubo variaciones en cuanto al sistema de disputa en relación a las ediciones previas. Boca Juniors y River Plate, invitados, acceden directamente a los octavos de final.

  • El sistema de definición de la final del torneo se modificó para que esté concuerde con el de la Copa Libertadores. Es decir que si al cabo de los encuentros decisorios existe igualdad en puntos y en diferencia de gol, habrá que disputar un alargue de 30 minutos (en dos períodos de 15') y luego, de persistir el empate, se recurrirá a penales.

  • Para todas las fases anteriores se mantendrá el criterio de desempate habitual: mayor cantidad de puntos, mejor saldo de gol, cantidad de goles anotados como visitante y, en última instancia, definición por penales.

  • Los equipos tendrán la posibilidad de realizar modificaciones en su lista de jugadores luego de cada fase, y no sólo antes de la semifinal. Se permitirán realizar tres sustituciones como máximo en todo el torneo.

Hasta el momento hay 32 equipos clasificados: Arsenal (Argentina, último campeón), Boca Juniors, River Plate, Estudiantes de La Plata, San Lorenzo, Argentinos Juniors e Independiente (ARG); Bolívar y Blooming (BOL); San Pablo FC, Gremio, Palmeiras, Atlético Mineiro, Botafogo, Vasco da Gama, Internacional y Atlético Paranaense (BRA); Ñublense y Universidad Católica (CHI); Deportivo Cali y América (COL); Liga Deportiva Universitaria de Quito y Deportivo Quito (ECU); Libertad y Olimpia (PAR); Sport Ancash y Universitario (PER); Aragua FC y Unión Atlético Maracaibo (VEN); Chivas Guadalajara y San Luis (MEX); y Motagua (HON). Falta conocer a los dos representantes de Uruguay.

La Copa comenzará a jugarse el 30 de julio, con el inicio de la Fase Preliminar y terminará el 3 de diciembre, con el partido de vuelta de la final. El campeón disputará un encuentro con el ganador de la Copa de Liga de Japón, en tierras niponas. Este año la definirán el Gamba Osaka y Arsenal de Sarandí, el 30/7.

Publicar un comentario

Invitame un café en cafecito.app