0

"La emoción que te da que tu nombre esté en una tribuna no es moco de pavo, es pesado", dijo el Chivo en su gran noche de homenaje junto a Pepé Santoro. El Capitán de América también recordó a otro que este sábado tuvo su reconocimiento, el Pato Pastoriza, y su sentimiento al salir Campeón del Mundo con el Rojo.


"Nosotros creíamos, se hablaba mucho y se dilataba hasta que me entero que en la asamblea se decide esta oportunidad y me llaman por teléfono desde el Club. Tenemos una excelente relación con la Comisión Directiva y había contacto. Cuando nos avisan que ya estaba oficialmente empezás a pensar un montón de cosas. La emoción que te da que tu nombre esté en una tribuna no es moco de pavo, es pesado", dijo Ricardo Pavoni entre sus primeras sensaciones al enterarse de que daría nombre a un cuarto del Libertadores de América

Consultado por su relación con Pastoriza, homenajeado en la mañana del sábado, el Chivo comentó: "El Pato no era el que organizaba todo, era bastante vago en ese sentido. Se habla de él como referente, y era un poco el jefe. No significa que su palabra era sagrada y se hacía, pero el convencimiento para explicar las cosas, más cuando era DT, lo hacía un líder absoluto. Siempre fue una persona muy respetada, te daba la mano que necesites. Yo tuve la enorme satisfacción de haber compartido toda su carrera convivimos en la habitación en la concentración. Nos conocíamos como hermanos". 

Pavoni también se refirió a las copas que estaban a sus pies junto a Pepé Santoro: "Aparte de jugar de memoria, sabíamos jugar los partidos que necesitábamos, por eso tantos trofeos tiene el Club, y estábamos convencidos de que las finales no se juegan, se ganan, ahí está la diferencia, y eso lo sabíamos hacer nosotros, sabíamos cuánto atacar, defender, replegarnos, quedarnos quietos. El Negrito Galván o el Polaco (Semenewicz), quien fuera el 5. Pepé nos manejaba a nosotros y nosotros a los volantes. Éramos un equipo muy estructurado que sabíamos jugar estos partidos".

Otro de quienes habló en el homenaje fue Ricardo Bochini, entonces el uruguayo lo recordó en elos entrenamientos: "El Bocha cuando arrancaba de tres cuartos para allá dejaba siempre a alguno en el suelo. Él venía recién de las Inferiores, era un mocoso y nosotros ya éramos gente grande. No digo que nos hacía pasar vergüenza pero en cierta manera sí". 

"Es una emoción muy profunda, no sabés descifrar la palabra gracias. Cuando uno está contento se ríe, cuando está triste llora. Pero cuando uno está emocionado ríe y llora, todo junto, necesito que alguien me lo explique. Es demasiado", dijo visiblemente emocionado al recibir una plaqueta. 

"Nosotros le hemos brindado al máximo en el Club. Le queremos agradecer a la Comisión Directiva, a la gente, la familia, a los amigos, a todos, mi eterno agradecimiento. Sabemos que quizás hay gente más importante que nosotros, médicos, doctores, etc. Todo el amor que nos dieron lo hemos brindado en estos 105x60 metros. Gracias por compartir con nosotros todos estos hermosos momentos", agregó el "Capitán de América". 

Por último, el chivo Pavoni rememoró la Copa Intercontinental lograda ante la Juventus y la frase de su gran amigo: "Cuando salimos campeones del Mundo no me voy a olvidar de las palabras de Pepé: 'Chivo, logramos lo que buscamos por tantos años', y lo logramos en el 73".


Publicar un comentario

Invitame un café en cafecito.app