0
Farías ya entrenó con sus nuevos compañeros, y como señaló en la conferencia de prensa con la que fue presentado, quiere estar en el clásico. La inhibición que pesa sobre el Rojo sería un problema.

Ernesto Farías ya se puso la pilcha Roja y esta tarde participó del segundo turno en el entrenamiento de Independiente. Sostuvo, como cuando fue presentado en Avellaneda, querer estar el sábado ante racing.

Sin embargo, todavía no fue solucionado el problema de la deuda con con César Luis Menotti, por 350.000 dólares, que tiene inhibido al Club. Si bien se avanzó en la negociación con el ex entrenador y manager, según explicó el presidente Javier Cantero, recién podría haber una solución al conflicto luego del fin de semana.

Publicar un comentario

Invitame un café en cafecito.app