0
Otra semana clave en la historia de Borghi en Independiente, y van... El domingo ante Huracán sólo servirá ganar para encarar el receso de la mejor manera posible y pensar en que se puede remontar la historia. Una derrota ante el Globo será difícil de sostener desde el discurso.

Claudio Borghi -e Independiente- se encuentran nuevamente ante una situación que puede ser determinante. Afuera de la Copa Sudamericana de manera prematura, alejado de la lucha por el Apertura y sin encontrar un rumbo futbolístico, el entrenador está otra vez contra las cuerdas, y si bien no ha recibido demasiada presión de los hinchas, resiste tambaleando. ¿Habrá tiempo para una remontada?

El próximo escalón es Huracán, el próximo domingo a las 14:10 hs. en el estadio de Argentinos Jrs. Allí mismo, contra ese rival, debutó hace un torneo Pepé Santoro. En aquella oportunidad, el 0 a 0 hizo que la química entre un equipo golpeado y una hinchada desairada no cambiara demasiado. Para peor, luego venía -otra vez, como ahora- Colón, y fue derrota 3 a 1 en Avellaneda. Los silbidos de aquella noche, lejos todavía de los que se oyeron el sábado pasado contra Lanús, fueron los últimos antes de que "el equipo de Pepé" comenzara una racha de victorias que terminaría en un largo invicto -continuado por Borghi- y la clasificación al primer torneo internacional en años.

En esta oportunidad, luego de Huracán vendrán quince días de receso por los partidos de Eliminatorias. Si esas dos semanas son un bálsamo refrescante o se convierten en pesadilla depende del resultado ante el Globo. Una derrota ante el último del campeonato (con técnico interino y un juego también pobre) puede dejar muy mal parados a todos, y será difícil ponerle el pecho. Una victoria, como se sabe, sería un paliativo que afloje tensiones para ir a Santa Fe con otro ánimo.

Si el Bichi necesita tiempo para amoldar a los muchachos, plantear esa charla que parece querer tomar con los referentes, esperar que alguno se recupere e ir pensando en modificar aún más sus esquemas, nadie va a negar entonces que ganar el domingo es la única solución. Después será difícil encontrar palabras que justifiquen todo lo demás.

Emiliano Penelas

Publicar un comentario

Invitame un café en cafecito.app