0
Faltando 5 minutos River se lo ganó a Independiente con un gol de Alario, qué aprovechó otro error del Ruso Rodríguez. 

Otra derrota de Independiente, otro error del arquero. Esta bien que el Rojo (otra vez) no jugó a nada, que casi no pisó el área rival en todo el partido y que no tiene un juego definido. Pero estos errores conspiran contra toda lógica. 

Se jugó algo en el primer tiempo, con Tagliafico y Rigoni como lo mejor del equipo de Pellegrino por la izquierda, con una buena tarea de Ortiz y cierta movilidad de Fernández. Pero nada más. 

Ilusionó una jugada, apenas una, pararla, darse media vuelta y rematar al arco para exigir a Barovero, del Cebolla Rodríguez. Recién ingresado, y con su seguidilla de lesiones a cuesta, el uruguayo expuso su jerarquía y dejó en evidencia el flojo presente del resto. 

River, que pensaba más en el clásico ante Boca de la próxima semana y cargaba con el arduo viaje a Venezuela en la semana, parecía conforme con el empate, pero ahí apareció el Ruso para dejarla larga y cederle el gol a Alario. 

Emiliano Penelas 

Publicar un comentario

Invitame un café en cafecito.app