0
Independiente venció por 3 a 0 a racing con goles de Martín Benítez, Jesús Méndez y Diego Vera, que tuvieron las actuaciones más destacadas en el equipo de Pellegrino, que ganó, goleó y gustó en el clásico.

Todos los clásicos son importantes, pero Independiente sabía que en esta no había margen de error. El equipo, que había comenzado una buena racha al inicio de la era Pellegrino, venía trastabillando en el juego y sin fortuna en los resultados, por lo que recibir a racing era una prueba de carácter a resolver.

Por suerte para todos y como indica la historia, el Rojo superó el examen con holgura, y terminó jugando un fútbol entusiasta frente a un rival que parecía tirar la toalla para sobrepasar el papelón.

Fue Martín Benítez quien abrió el marcador en el primer tiempo, tras una excelente pared entre Vera y Toledo. Esos minutos fueron fatales para los dirigidos por Cocca tras sufrir la expulsión de Acuña por un codazo a Méndez.

En la segunda parte se abrió el partido para el Rojo, que fue a buscarlo más arriba y jugó como se debe en un clásico. Benítez estalló el travesaño, Vera se lo perdió de taco Independiente merecía más. Y fue Méndez, con un tiro libre extraordinario, quien festejó con lágrimas en los ojos. Luego Viruta estiró la cuenta y la fiesta fue completa.

Emiliano Penelas

Publicar un comentario

Invitame un café en cafecito.app