0
El Flaco Menotti fue lapidario con la actuación del equipo de Alejandro Sabella en Venezuela y aseguró que "la Selección es frágil de convicciones". Afirmó que el problema de fondo es que "no hay buen equipo" e insistió: "Hay que encontrar la identidad del fútbol argentino".

Sin medias tintas, César Luis Menotti analizó la actuación de la Selección Argentina en la derrota ante Venezuela y le pasó factura a Alejandro Sabella: "Terminemos con las excusas del cansancio, la temperatura y la cancha pesada".

"La Selección es frágil en sus convicciones. Puede haber jugadores bárbaros individualmente, como Di María, Messi e Higuaín, pero no hay buen equipo. No sabe a qué quiere jugar todavía, sólo tiene la voluntad de luchar y no de pensar", observó en diálogo con ESPN Radio Rivadavia.

Y agregó: "Cuando aparecen las Eliminatorias estamos alertas porque supuestamente están los mejores. Para tener buenos equipos necesitamos buenos entrenadores. Basta con esto de que hay que ganar o ganar, porque es una gran tontería. Se habló de un estilo serio y vertical cuando ganamos frente a Chile. Ahora metemos la basura debajo de la alfombra. Contra Chile no habíamos jugado bien, ante un equipo que tuvo la decisión feliz de salir a suicidarse".

Para el Flaco, lo primordial es saber hacia dónde apuntamos: "Si no definimos la idea, no vamos a aprovechar las condiciones de los jugadores. No sé de qué juega Rojo, ayer no se entendió la posición de Di María, Mascherano no fue ni 5 ni central, los tres de atrás estaban muy desordenados. Si seguimos así, sin convicciones, vamos a depender de lo que haga Messi. Y eso no es un equipo".

Entonado, el DT campeón del mundo en 1978 consideró: "No hay una estructura defensiva confiable. No se buscan los mejores elementos para armar una defensa segura. A mi me gusta más la línea de cuatro, pero se puede ser firme con línea de tres. Este equipo tiene muy poco ensayo y no entiendo cuál es su idea".

"Hay que encontrar la identidad del fútbol argentino. Se toma como antiguos aquellos equipos que juegan a tocar la pelota a ras del piso. Si la obligación es ganarle al resto, entonces si perdemos nos vamos. No es así. Nosotros tenemos las aspiraciones de ser campeones del mundo, no la obligación. La obligación está con respecto al proyecto, porque sino no se entiende para qué traen o echan técnicos", concluyó Menotti.

Fuente: DiarioShow.com

Publicar un comentario

Invitame un café en cafecito.app