1
Un arquero, suplente de suplentes toda su vida, que jugó apenas 10 partidos en Independiente tuvo el tupé de agrandarse para robar un par de centímetros en los diarios.


El tosco guardameta -"buscapelotas al fondo de la red", se lo podría llamar- tiene un manager de lujo que lo ubica en los equipos para que pueda acomodarse bien en el asiento de lujo reservado a quienes llevan la casaca 12 por lo general, esperando y esperando, pero también cobrando por ello.

La cosa es que patiño (porque esas bolas no son de niño) no jugó casi nada en el Rojo, y apenas lo hizo en sus equipos anteriores: la V azulada lo vio crecer a la sombra de Chila, en el fantástico Leganés de la B de España sumó 16 cotejos, con los pingüinos banfileños jugó menos de una rueda, y en River ni se llegó a poner el buzo.

Ahora, llegado a Blanquiceleste para ser suplente de Navarro y luego de Campagnuolo cuando este se recupere, se da el lujo de hablar... en fin. No vamos a ocuparnos más del tema, de este Primus de bancos con un apellido que es inversamente proporcional a su carrera.

Publicar un comentario

Sergio dijo... 15 de febrero de 2008, 10:34

¡Un desastre este muchacho!, ¿en qué realidad está viviendo para largarse a decir las provocaciones que dijo? Por lo que leía, ni de segundo suplente va a estar. Primero está Navarro, después Campagnuolo, Gullota, Piñal y recién ahí aparece el aguatero este. Ya sabemos que si pasa por arriba de alguno de estos muchachos, es solo por las presiones que pueda meter Tofoni.
Saludos a tod ala gente de la Caldera.

Invitame un café en cafecito.app