0
Hinchas de Independiente denunciaron una "zona liberada" de la policía paulista y una "emboscada" de hinchas de Santos. Hubo un apuñalado.

Cada vez que un equipo va a Brasil sufre las consecuencias de la policía y los hinchas locales, en connivencia y con niveles de agresión pocas veces vistos en otros países y escenarios, aunque se haya dictado una serie de recomendaciones.


Más allá del clima caliente en la previa por el fallo de la Conmebol, los hinchas de Independiente se vieron nuevamente en problemas al ingresar al estadio Pacaembú de San Pablo, donde hubo al menos un herido de arma blanca en el acceso, producto de lo que los mismos protagonistas calificaron como "zona liberada" de la policía y "emboscada" de los torcedores locales.

"Estábamos tranquilos haciendo la cola para entrar y la policía nos regaló, nos vinieron a cagar a trompadas, nos vinieron a buscar y tengo un corte profundo en la espalda", dijo el hincha agredido.

Publicar un comentario

Invitame un café en cafecito.app