0
El fútbol son rachas y así lo entendió por fin Martín Benítez, que con un entrenador que lo llenó de confianza y lo hizo volver a creer en sí mismo le dio 270 minutos de fútbol corrido para afianzarse y convertir cuatro goles en dos partidos.


"Estoy contento porque se pudo ganar. Vamos por un buen camino, aunque vayan tres partidos. El equipo estuvo bien en todas las líneas. Estoy contento. Uno va agarrando experiencia y cuando la pelota entra, crece la confianza. Nunca bajé los brazos. Hay que seguir por este camino, todavía no logré nada. Estamos formando un buen equipo", dijo Martín Benítez apenas terminó el partido ante Atlético de Rafaela.

La figura y goleador de Independiente en la noche del sábado agregó: "Uno trabaja para esto, para estar allá arriba. Estamos en un club grande, hay muchas obligaciones. Esperábamos este momento, trabajamos para ello. Hay que seguir así", finalizó el delantero en declaraciones a la transmisión oficial.

Publicar un comentario

Invitame un café en cafecito.app