0

Con goles de Palacios y Bustos, Independiente derrotó a Newell's en Rosario por 2 a 1. El Rojo, vestido de blanco, tuvo un gran primer tiempo y sufrió de más en el segundo, pero consolidó el triunfo con juego y solidez.


Gran victoria de Independiente en Rosario, imponiéndose con jerarquía a Newell's, llegando a su tercer triunfo de forma consecutiva, el cuarto como visitante, y sobre todo empezando a mostrar el funcionamiento que Falcioni le quiere dar al equipo.

Al menos eso es lo que se vio en un primer tiempo arrollador en el que el Rojo se mostró en su mejor versión desde la llegada del Emperador, con fútbol, juego asociado, desborde por las bandas y buenas individualidades. 

Ya a los 9 minutos el Rojo, vestido de blanco, marcó el primero con una gran definición de Sebastián Palacios, luego de combinar una precisa jugada entre Lucas González y Silvio Romero. Pero siguió buscando y a la media hora de juego Fabricio Bustos metió un golazo llegando otra vez por la izquierda y picándola ante la salida del arquero.

En la segunda parte el equipo bajó la guardia, se replegó demasiado y le entregó la pelota a la Lepra, que empezó a agrandar la figura de Sosa. De pronto se juntaron los dos mejores del local, y tras un centro de Llano muy bueno, llegó el potente cabezazo de Maxi Rodríguez, inatajable, para achicar distancias y dejar los últimos quince minutos para sufrir.

Lo terminó ganando Independiente porque controló la ansiedad, aunque no mereció pasar zozobras. Gran victoria para seguir creciendo y trabajando.

Emiliano Penelas 

Publicar un comentario

Invitame un café en cafecito.app