0
Una mano tras un tiro libre que debió sancionarse como penal y un gol mal anulado frustraron las chances de Independiente ante Corinthians. Mirá nuestros videos exclusivos.


El uruguayo Daniel Fedorczuk tuvo dos grandes fallos en contra de Independiente en la noche del miércoles ante Corinthians. El primero fue un penal grande como la cancha y luego a instancias del juez de línea, no convalidó un gol de Silvio Romero.


El tiro libre que tenía el Rojo en la puerta del área era inmejorable. Pero el juez no hizo respetar nunca la distancia de la barrera. El resultado fue que no sólo la pelota dio en la formación visitante, sino que lo hizo en el brazo de un defensor que deliberadamente buscó impactar contra la pelota. Era penal, no lo cobró.


Luego, en una serie de rebotes a la salida de un tiro libre, la pelota cae en Silvio Romero, que conecta desviando la trayectoria de la pelota y marca el gol del empate para el Rojo. El juez de línea levantó la bandera y Fedorczuk anuló la jugada sin advertir que Romero estaba perfectamente habilitado.

Hugo Moyano se quejó del arbitraje a la salida del Estadio, e incluso dijo que se enviaría una nota a la Conmebol.

Publicar un comentario

Invitame un café en cafecito.app