2
El tesorero de Independiente se refirió en duros términos a Fabián Vargas y Ernesto Farías, que inhibieron al Club por deudas. "Los responsables de que hayamos descendido no son los pibes del club, son ellos", aseguró.


Fabián Vargas y Ernesto Farías reclamaron el dinero adeudado por Independiente y presentaron una queja ante Futbolistas Argentinos Agremiados, lo que produjo la inhibición del Club y por lo tanto la imposibilidad de habilitar sus refuerzos hasta tanto se solucione la situación con ellos.

“No puedo creer que nos hayan inhibido, deberían tener consideración. Estos dos jugadores no tienen códigos, Independiente está en la B y encima quieren cobrar la plata de inmediato. No tienen vergüenza, los responsables de que hayamos descendido no son los pibes del club, son ellos. Igual acá parece que los únicos hijos de puta somos los dirigentes, que encima tenemos que comernos los sillazos en la cabeza”, le comentó a Olé el tesorero del Rojo, Luis Felice. 

“Vamos a solucionar este problema. Como siempre, pero no sé cómo... No sé por qué tienen tanta desesperación por cobrar 300.000 o 400.000 dólares. Luego de lo que pasó este es el problema menor. Estoy podrido de que a Independiente lo tomen por boludo, somos el Club que paga los sueldos más altos de la Argentina”, finalizó el hombre que maneja los números. 

Publicar un comentario

Anónimo dijo... 17 de julio de 2013 a las 00:24

"Independiente es el club que paga sueldos mas altos del pais" Quienes son los que proponen los contratos? No puedo creer leer esto como si los hayan heredado.

Fisu dijo... 17 de julio de 2013 a las 11:29

Lamentables declaraciones de Felice que dejan ver claramente la ineptitud mistica.

- Los sueldos mas altos de argentina en uno de los clubes con mas deudas.

- Los responsables del descenso no son ellos si no los jugadores.

- La falta de una clausula en los contratos donde si se descendia de categoria el contrato se resolvia (Segun ellos con estan contrataciones ni pensaban en el descenso)

Un desastre, todavia no entiendo como no llamaron a elecciones urgentes.